Home

Discursos

Biografía

Documentos

Prensa

Libros

 

Investigación del periodista norteamericano John Dinges detalla reunión ocurrida en noviembre de 1975 en Santiago
Libro revela génesis en Chile de la Operación Cóndor
8 de Noviembre del 2004, La Tercera
por Juan Pablo Sallaberry

Con un discurso de bienvenida del general Augusto Pinochet ante oficiales de inteligencia de seis países de América Latina fue inaugurada el martes 26 de noviembre de 1975, en una casona ubicada en la Alameda, la asamblea donde Chile propuso a sus vecinos crear la Operación Cóndor: el mecanismo para coordinar los organismos represivos de la región.

Los detalles de esta reunión son revelados en el libro Operación Cóndor, del periodista norteamericano John Dinges, que fue lanzado ayer en la Feria Internacional del Libro de Santiago por Ediciones B. El ex corresponsal del Washington Post en Chile relata las acciones conjuntas de los servicios de inteligencia de los regímenes militares entre 1973 y 1980, en base a una investigación respaldada por documentos desclasificados de los Estados Unidos, correspondencia secreta de la disuelta Dina y el testimonio de más de 200 personas que participaron en los hechos.

Según el reportaje, la cita donde se creó la Operación Cóndor -cuyos crímenes son investigados por el juez Juan Guzmán, quien ya desaforó a Pinochet y estudia su eventual procesamiento- se realizó durante casi una semana en la ex Academia de Guerra del Ejército y participaron coroneles, mayores y capitanes de Argentina, Bolivia, Chile, Uruguay, Paraguay y Brasil, donde "Pinochet era el anfitrión y se hizo cargo de todos los gastos de la reunión".

Plan en tres fases

Tras los "saludos ceremoniales" del entonces comandante en jefe, quien tomó la palabra fue el director de la Dina, coronel Manuel Contreras. Según la investigación de Dinges, quien consiguió el programa y la resolución final de dicha asamblea, además de la versión de dos de los participantes, Contreras expuso un plan en tres partes para controlar "la subversión" y el comunismo internacional. Esta propuesta, que él llamó "coordinación eficaz", consistía en primer lugar en la creación de un Centro Coordinador en Chile para intercambiar información.

La segunda fase eran operaciones conjuntas contra objetivos en la región. Según señala el libro, los servicios de inteligencia "mantendrían el rastro de los movimientos de sus objetivos enemigos en otro país. Uno o los dos países se harían cargo de la persecución y la captura; todos los interesados participarían en el interrogatorio. Los informes se compartirían y, a pedido, un izquierdista capturado sería transportado a su país de origen para seguir el interrogatorio y finalmente ser ejecutado".

La tercera fase propuesta por Contreras provocó sorpresa entre los concurrentes, pues planteó expandir el campo de acción fuera de América Latina. Según el coronel José Fons, jefe de la delegación de Uruguay, "a propuesta de Chile, se iba a eliminar a gente en cualquier parte del mundo, gente que estaba haciendo daño al país, gente como (Orlando) Letelier. Hacer eso requería mucha preparación, fue una operación bien hecha. Chile tenía los medios y la decisión de operar".

Además del coronel Fons, el acuerdo fue firmado el 28 de noviembre de ese año por el capitán de Navío José Casas, de Argentina; el mayor Carlos Mena, de Bolivia; el coronel Benito Guanes de Paraguay, y Contreras por Chile. Tras consultar a sus gobiernos debían ratificar el acuerdo en 60 días. Brasil no firmó y sólo se sumó en 1976.

Darle el nombre de Cóndor al organismo fue una propuesta de un coronel de la Fuerza Aérea uruguaya, segundo hombre de su delegación. La idea se aprobó por unanimidad "en homenaje al país sede".






 

 

Order  The Condor Years directly from The New Press by mail, or On Line. Order other books by John Dinges